Archivo diario: 08/06/2011

Noé, el hombre que preparó el arca . . .

Noé representa en la Biblia en el capítulo 11 de los Hebreos junto con los héroes de la fe a : la mano de Dios, que sin saber que era un arca, la preparó para que por ella fuesen salvos un puñado de hombres y mujeres que volvería a poblar la tierra despues del diluvi

Noé es el décimo tetrarca desde Adam que fue preservado Jehová junto con su familia por medio del arca, durante el diluvio, llegado a ser el segundo fundador de la raza humana.

La historia de este hombre de Dios se encuentra plasmada en la Biblia en el Libro de Génesis caps. 5 al 9.  Fué hijo de Lamec y nieto de Matusalem nació en el año 1056 de la creación del mundo y vivió 600 años antes del diluvio y 350 después, mueriendo 2 años antes del nacimiento de Abraham, en todo 950 años, sólo 126 años menos que el periodo entero desde Adam hasta Abraham.

Quizás su nombre le fué dado por sus padres con la esperanza de que fuera la prometida ¨simiente de la mujer que quebrantaría la cabeza de la serpiente¨.

Era del linaje de los patriarcas que temían a Dios y fué hombre justo delante de Dios, Ezequiel 14:14, 20 y ¨predicador de la justicia¨ 1a Pedro 3:19 y 20,    2 Pedro 2:5.

Sus esfuerzos para reformar al mundo degenrado, hechos como algunos suponen por 120 años, produjeron poco efecto en la humanidad de entonces, Mateo 24:37,  el diluvio no halló fé en la tierra.  Mas, a desprecio de todo, Noé un ejemplo de fé vedadera, creyó la amonestación de Dios, fué movido por el temor y siguió el curso necesario de acción, Hebreos 11:7.

Su primer cuidado al salir del arca fue adorar al Señor con sacrificio de todos los  animales a propósito para ello y Dios celebró de nuevo un pacto con él, y con el género humano, poniendo por señal el arco iris y le dió su bendición.

Poco más se refiere respecto de él, sino es que se embriagó, lo cual nos dá un triste ejemplo de la verguenza e infortunio a que puede conducir el vino.  Los descendientes de sus tres hijos poblaron de nuevo el mundo. La posteridad de Jafet se estableció principalmente en Europa, la de Sem en Asia y la de Cám en Africa.

Todos los años de Noé fueron 950 y murió, pero su legado permanece hasta nuestro días.

Dios les bendiga

Anuncios